¿Por qué tenemos que podar los árboles?

Como expertos en maceteros y macetas, mucha gente nos pregunta sobre jardinería en general, y una de las preguntas más recurrentes es la poda.

¿Es necesario poder un árbol?

A muchas personas no les hace mucha gracia la idea de tener que podar algún árbol, o creen que cuándo lo hacen ”los están masacrando”. No, no tienes por qué preocuparte porque la poda de árboles es algo que se debe de hacer e incluso llega a ser absolutamente necesario para ellos.

Pensemos en que las ramas de un árbol llegase a ser como el pelo nuestro, que finalmente nos encanta tener que cortar, sanar, innovarlo… ¿verdad? Pues bien, con ellos sucede algo muy por el estilo.

 

Eso sí, a diferencia de nosotros la poda no se hacer por puro capricho como en nuestro caso sí hacemos en ocasiones, quiero decir, que a veces podamos de forma innecesaria nuestro pelo. Si excediésemos en los recortes de las ramas del árbol, lo único que estaríamos haciendo es perjudicarlo en vez de llegar a ejercer el efecto contrario que sí preferimos; beneficiarlo.

Razones para podar un árbol

Entonces, ¿por qué llegamos a podar los árboles? La mayoría de las veces que tenemos que podar un árbol, lo hacemos por nuestra propia seguridad. Más que nada porque hay a veces que sus ramas por causas que llega a generar el cambio climático pueden llegar a romperse, quedando ésta rama agrietada. En éstos casos, para evitar que la rama pueda caer en cualquier momento justo en algún lugar donde pueda llegar a hacer mucho daño, pues podamos dicha rama para evitar consecuencias catastróficas.

Otra de las razones por las que se debe de llegar a podar las ramas de un árbol es porque en ocasiones han podido crecer tanto, que pueden tapar ciertas señales de tráfico. Ésto podría llegar a causar algunos accidentes sin querer, así que, antes de que pueda suceder algo parecido y que nos perjudique, se procedería a podar las ramas que no nos dejaban ver las dichas señales por seguridad. Eso sí, como bien he comentado no hay que pasarse con la poda, porque podríamos llegar a causarle mucho daño.

 

Pero a la vez que digo que no hay que pasarse con la poda, también se tiene que reconocer que llega a ser vital que todos los árboles tengan que ser podados para evitar ciertas enfermedades y ganar en éste caso en salud. Ellos, al igual que nosotros también tienen que lograr sobrevivir en éste mucho así que, es necesario que aprendamos y consigamos saber podar sus ramas sin causarles ninguna clase de malestar o molestia.

La estética también guarda relación en éste tema porque, después de todo si se le poda, más tarde sus ramas conseguirían crecer con más vitalidad, lograrían crecer con mucha más fuerza.

 

Algo que tener muy presente es que muchas veces los árboles son realmente altos. Con ésto quiero decir, que quizá no sea nada recomendable que los que realicemos la poda seamos nosotros, lo mejor es que contratemos a un buen profesional que esté capacitado especialmente para ésta clase de trabajo y que, por supuesto, sepa lo que se hace para no llegar a causarle ninguna clase de malestar a nuestro árbol.

Cómo podar un árbol

Normalmente, lo que suelen utilizar para llevar a cabo la poda es el uso de las motosierras. Por supuesto, el especialista que llega a darle un uso a ésta clase de herramientas ha estudiado o está realmente acostumbrado a ésta clase de trabajos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.